NÚMEROS POLÍTICOS, RECONOCIMIENTO DE ESCRIBANOS Y UN VIAJE INTERPLANETARIO.

NÚMEROS POLÍTICOS, RECONOCIMIENTO DE ESCRIBANOS Y UN VIAJE INTERPLANETARIO.



Saltaremos sin piedad sobre supercuerdas
recitando epopeyas acerca del todo,
acotando la simetría al vaivén de nuestros cuerpos,
dejando los instantes al azar de
lo algorítmicamente compasible.

Y volveremos a recibir
impulsos destructivos
con los brazos abiertos en posición crucial,
para retornarlos
convertidos en movimientos curvilíneos y números políticos
que interrumpan
cantos de grillos malhumorados.

Saltaremos las intermitencias,
y volveremos a apagar la luz a dos tiempos
para disfrutar a oscuras
el aliento interpretativo,
hasta que ya no nos queden más patrones de
nosotros mismos.
Hasta que vuelva a ser plausible
encontrar el límite de las distancias.

Saltaremos pero, aclaro:
buscándonos en relación directa al paso del tiempo,
cuando al globo terráqueo no le quede más remedio
que aceptarnos
con la distancia en ascenso
como ley física indiscutible.

Saltaremos y definiremos en potencia extrema,
el subconsciente.
Seremos en ausencia,
la coincidencia del escribano,
la perplejidad de aquel que solo sabía ver,
a través de su propio reflejo.



Fuente imagen: Nautil.us
Autor: Bratislav Milenkovic
Título: Nautilus








Comparte:

0 comentarios